Leyendas de madagascar

El tesoro del parque nacional Isalo. Existe una antigua leyenda de Madagascar que es bien conocida por las tribus locales, en ellas se cuenta la historia del tesoro del parque nacional Isalo, un gran botín de incalculables proporciones que según cuentan aun hoy se encuentra escondido en este hermoso territorio que en la actualidad se conserva como parque nacional protegido. Esta historia comienza hace ya siglos, en la región central de Madagascar vivía un Rey muy sabio y amado por todos, el mismo siempre había gobernado la isla con justicia, los habitantes por su parte siempre se sintieron a gusto bajo su mando, pues había sabido mantener la paz en los peores momentos. Sin embargo pronto esta paz se vio alterada debido a las invasiones constantes que comenzaron a sufrir las costas, los invasores eran piratas que provenían desde Portugal y su misión era la de saquear y devastar todo lo que estuviese a su paso, los piratas comenzaron a aparecer cada vez con mayor frecuencia, hasta que llegó el momento en que fueron demasiados para poder repelerlos, en ese momento el rey se vio en la obligación de escapar y formar una última resistencia contra los invasores portugueses que buscaban sus tesoros. En ese momento el rey decidió llevar a cabo una última maniobra para poder guardar el tesoro que le pertenecía a la isla, decidió esconderlo para resguardarlo en caso de ser finalmente vencido por las tropas de saqueadores, entonces envió a sus soldados con todo el cargamento que pudiesen llevar a cuestas, los valerosos soldados fueron desde Tana hasta Isalo y allí fue donde escondieron todo el tesoro. Leyendas de madagascarAl regresar le informaron al rey dónde habían escondido el tesoro y el monarca por su parte comprendió que allí la naturaleza se encargaría de proteger las riquezas mejor que cualquier ejército. Cuentan que desde entonces el tesoro del rey permanece en Isalo, protegido por los imponentes Baobab y por las gigantes montañas que custodian con recelo el verdadero sitio donde fue enterrado.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: