Leyendas de El Salvador

Nuestra señora de Santa Ana. Esta leyenda viene desde hace muchísimos años, cuando había todavía nativos en la tierra de El Salvador ocurrió que estaban llevando estos imágenes para dejar en Honduras desde su país, pero cuando llegó el momento de trasladar a la imagen de Santa Ana habrían tenido mucho sueño ya que estaban cansados de llevar tantas cosas y que ya había oscurecido, por eso es que se recostaron junto a la imagen y apenas amaneciera la llevarían a donde correspondía, el sol salió y todos despertaron, pero ahora la imagen pesaba tanto que ni siquiera todos los hombres juntos la podían levantar, entonces les quedó más remedio que dejarla en donde estaba, ni siquiera la podían mover hacia los costados, por eso es que luego se le construyó un templo y una parroquia en su honor para que nunca se mueva de allí.

Otra leyenda que corresponde a esta virgen es que se encontraban en medio de una batalla el ejercito que estaba completamente sediento y ya no podría seguir peleando, entonces vieron todo venir hacia ellos a una mujer alta y bellísima que entre sus brazos tenía un recipiente con agua, ellos bebieron y pudieron volver sanos al combate, dicen que Santa Ana les habría salvado la vida, estas son algunas de las historias que cuentan de esta virgen por la zona, Nuestra señora de Santa Anapero por cualquiera de estas razones es que siempre están presentes sus fieles rezándole en el templo que le fue construido desde aquel momento hasta los tiempos que corren, solo que no volvieron a intentar de mover de allí su imagen.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: