Leyenda del cenote zaci

Zac-Nicte era una joven muy hermosa que tenía una larga cabellera de color negro, ella era parte de una familia muy importante que vivía junto al cenote de Zaci y su abuela era conocida como una hechicera y también curandera, pero bastante respeto y miedo se le tenía a la mujer en el pueblo. Su familia no tenía una buena relación con la familia del cacique que gobernaba en el pueblo, quien tenía un hijo que era un príncipe llamado Hul-Kin. A pesar del odio que tenían entre sí las familias, estos dos jóvenes se amaron desde siempre.

A orillas del cenote estuvieron juntos durante un tiempo y luego se enteró el cacique de lo que estaba ocurriendo, por eso es que mandó a su hijo a que se casara con una princesa sin dejarlo opinar, ni hacer nada que estuviera fuera de sus órdenes, él no desobedecería al padre y por eso se fue a casar dejando a Zac-Nicte completamente sola con su abuela en el cenote.

Leyenda del cenote zaciLa tristeza de Zac-Nicte era inmensa y le dijo a su abuela que llevaba un hijo suyo en el vientre, pero quería quitarse la vida al saber que ya estaba casado su amor con alguien más, por eso hacían rituales todas las noches para que vuelva y puedan ser felices. En uno de los rituales, la joven quedó enredada con su larga cabellera y perdió la vida en las aguas del cenote, entonces sintió Hul-Kin un dolor inmenso en el pecho y fue para verla.

La abuela de Zac-Nicte lo maldijo y también maldijo las aguas, él sintió tanta culpa que se tiró en el cenote dejándose ahogar voluntariamente, entonces así dijo su abuela a su nieta que al fin le devolvió el amor que perdió y ahora estarían juntos por siempre.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: