Leyenda de terror cortas

En la ciudad de Veracruz existía una casa donde varias muchas personas aseguran ver cosas extrañas durante la noche, una de esas historias le sucedió hace algunos años a un grupo de amigos a los cuales se les descompuso su carro frente a esa casa.

Cuando los jóvenes pararon frente a la casa, aun no era muy tarde, aun había muchas personas por la calle. Varios de ellos decidieron comenzar a reparar el auto que se había quedado descompuesto, mientras los demás se relajaban en el interior de los demás autos.
De repente uno de los jóvenes que reparaba el auto se molesto al ver que sus herramientas eran cambiadas de lugar constantemente, pensó rápidamente que era alguien que no estaba ayudando, porque desde donde estaba el lograba ver a todos los que estaban reparando el auto, molesto fue y se quejo pero todos afirmaban que nadie había salido, entonces pensó que era uno de los niños que jugaban en la calle.
Leyenda de terror cortasEl joven se quedo atento esperando a que las herramientas volvieron a cambiar de lugar para descubrir quién era la persona que las movía, de repente una de las herramientas que se encontraba debajo del carro se comenzó a mover, todos los jóvenes se quedaron atentos y al mismo tiempo todos rápidamente se agacharon a ver quién era, para sorpresa de todos ellos no era una persona quien estaba moviendo la herramienta, sino una pequeña figura que al voltear a ver a los jóvenes solo se distinguía los ojos, al ver esto todos salieron huyendo, cuando los vecinos se acercaron les comentaron que no era la primera vez que sucedía.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: