El cerro del Macuiltepetl

Cuenta la leyenda que un día cerca del cerro Macuiltepetl, estaba caminando una mujer con su hija, cuando pasaron por ahí alcanzó a mirar lo que parecía una cueva donde al entrar el sol salía un reflejo extraño. La mujer no se pudo aguantar la tentación de saber que era lo que había en esa cueva y fue averiguarlo, cuando entró había muchas monedas de oro y cosas muy valiosas, intentó llevárselo pero no podía cargar con todo, era demasiado. Para lograrlo decidió dejar sola a su hija en la cueva para poder llevarse las monedas de oro, se fue pero cuando regreso por más que busco ya no pudo encontrar la entrada a la cueva donde había dejado a su hija.
Durante un año siguió buscando la entrada todos los días pero no la encontraba, hasta que un día pudo encontrar la entrada, con mucho nervio de sí estaría su hija o no por fin entró y al fin encontró a su hija.
El cerro del MacuiltepetlLa leyenda dice que la niña estaba jugando al fondo de la cueva en la oscuridad, la cargo y se la intentó llevar pero sin olvidar llevarse más oro, al salir de la cueva la niña extrañamente al tocarla el sol se convirtió en polvo. Se dice que la niña estuvo todos esos meses en compañía de seres de la oscuridad, ósea que no pueden estar en el sol, y al parecer esa maldición se le transmitió a la niña.

SIGUIENTE LEYENDA:

LEYENDA ANTERIOR: